El fiasco del foro morenista

  • Los copiones del PRIAN

  • Invasión a tierra manzanera

  • IMSS, filón electoral de Zoé

  • Cero avances en homicidio

  • Se le hizo al chocolatito Mendoza

 

El Foro “Políticas Públicas por la Transformación de Ciudad Juárez” organizado por algunos Morenos resultó ser un fiasco.

Fue poca convocatoria que lograron el primer día de conferencias que, por cierto, fue desairado por los invitados como ponentes, empezando por el canciller Marcelo Ebrard.

En el recinto oficial, el teatro Gracia Pasquel, si mucho hubo algunas cien gentes que se dieron cita al arranque de estos foros.

Dentro de los conferencistas que estaban programados para ayer era el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard y el director general del Infonavit, Carlos Martínez Velázquez quienes brillaron por su ausencia.

Entre los invitados locales estaban el presidente de la Cámara de la Construcción, Jorge Bermúdez; la presidenta de Index, Fabiola Luna, quienes abandonaron el recinto muy pronto.

Ya veremos si el jueves, día en que está programado el Administrador General de Aduanas, Horacio Duarte, se anima a visitar la frontera, que si fuese así sería el único funcionario federal importante que estaría en este foro que queda mucho a desear.

El que no quiso pasar desapercibido es el ‘chairo mayor”, Antonio Attolini Murra que, a decir verdad, no tiene nada de chairo, ni gente de pueblo, sino todo lo contrario, su arrogancia resalta a todas luces.

Otro con el mismo estilo fue el chiapaneco Sergio Saldaña, consejero del Centro Nacional de Control de Energía que también derrochó aceite por todo el teatro Gracia Pasquel.

*****

En la alianza del PRIAN tienen algunos paralelismos; en el blanquiazul, Marko Cortés, en su afán de perdurar en la dirigencia nacional ofreció a notables panistas ocupar delegaciones y coordinar campañas para las gubernaturas en juego en 2022.

El dirigente partidista se soltó dando nombramientos sin consultar siquiera a los que pudieran tener algún interés, tal fue el caso del senador Gustavo Madero.

La improvisada invitación de Cortés provocó que lo tundieran en todas las tribus panistas, por la ocurrencia de llamar a los reconocidos activos del partido a hacer un acto de “generosidad y gratitud partidista”.

Y en el PRI no cantan mal las rancheras, según se quejan algunos priístas, en ese instituto político andan por las mismas.

También en un afán de permanecer en la dirigencia estatal, esta semana Alex Domínguez anda pregonando varios nombramientos en el Comité Directivo Estatal, pero los últimos en enterarse son a los que elige el dirigente en lo oscurito.

 Así es como pretende crear un trabuco electoral que lo ayude en su permanencia como dirigente y en los próximos procesos electorales.

Ayer emitió nombramientos de secretarios regionales, pero ni siquiera dio a conocer los nombres de los nuevos funcionarios partidistas a los medios de comunicación.

*****

La subcoordinadora de la bancada morenista en el Congreso local, Adriana Terrazas Porras, invadió la tierra de la manzana.

La diputada juarense presentó una iniciativa para declarar el 2022 como “centenario de la llegada de la comunidad menonita a Chihuahua”.

La iniciativa de Terrazas Porras fue aprobada por unanimidad.

Tras la aprobación, varios se preguntaron si la legisladora fronteriza no tendrá algún otro proyecto de mayor envergadura para presentar al pleno, que fusilarse una propuesta que ni siquiera por territorio le corresponde a la frontera.

La región de Cuauhtémoc es donde está el asentamiento mayor de los menonitas. Ojalá que Adriana pronto demuestre porqué fue que la consideraron como la segunda de abordo de los morenistas en la torre legislativa.

Ya va para tres meses de la actual legislatura y a Terrazas no se le han visto buenos proyectos; no ha presentado ninguna iniciativa de ley, ni de reforma de trascendencia.

En contraste la diputada María Antonieta Pérez Reyes, sin tener la jerarquía de coordinadora, lleva mayor trabajo legislativo.

*****

Ahora resulta que el director general del IMSS, Zoé Robledo, en su afanosa búsqueda de alguna gubernatura lucra política y electoralmente con la institución de seguridad social.

En un acto desesperado, el funcionario quiere que los mexicanos le aplaudan por su trabajo, cuando apenas medianamente está cumpliendo con su obligación.

Dice que durante la pandemia no se cerraron las puertas del Seguro Social a los mexicanos que no son derechohabientes de la institución de salud, como si fuera una proeza.

Desconocerá Zoé que el IMSS está obligado a recibir a cualquier persona, aún sin ser derechohabiente, sobre todo tratándose de una emergencia como es el Covid-19.

Y, por cierto, los juarenses todavía están esperando que el IMSS les meta mano a los cascarones de hospitales, que, con dineros de los chihuahuenses, fueron construidos en los terrenos del ex hipódromo de Ciudad Juárez y que hoy están olvidados.

 Ya transcurrió medio año y no ha pasado nada, después de que se los pasaron a la institución y de que los recibió personalmente Zoé Robledo.

*****

Las autoridades responsables de investigar el homicidio del joven paseño que fue ultimado de un balazo, por un supuesto elemento de la Guardia Nacional, no presenta avances sustanciales.

El día de ayer se quedó ante la opinión pública las versiones encontradas entre mandos de la Guardia Nacional y de la Fiscalía General del Estado, en cuanto a la posesión cierta e incierta de armas que supuestamente portaba la víctima de homicidio ocurrido el pasado viernes por la noche.

Las autoridades norteamericanas también han hecho mutis, pese a que el muerto es un menor con ciudadanía norteamericana.

Hasta ahora, solo han dado la cara a los medios de comunicación los inquilinos de la guarnición de la plaza; no ha así los mandos de la Guardia Nacional.

El asunto se considera como irregular, ya que la reforma a las leyes para que la Guardia Nacional dependa directamente de la Sedena, ni siquiera ha sido presentada ante el Congreso de la Unión.

Mínimo deberían de guardar las formas.

Y quien debería estar al frente para responder a las interrogantes, es la Guardia Nacional y no otra distinta a la Secretaría de Seguridad y de Protección Ciudadana.

*****

Por fin se le hizo a Fernando Mendoza levantar el brazo, para rendir protesta como flamante secretario general del Tribunal de Justicia del Estado de Chihuahua.

Como todo mundo imaginó, desde que fue electa la magistrada presidenta Miriam Hernández, el elegido era el abogado y académico de la UACH, Fernando “chocolatito” Mendoza.

Ayer tomó protesta en dicho cargo con un gran empujón de los arreglos -bajo cuerda- en la alianza del pasado 6 de junio, entre el PRI de Chela Ortíz y el PAN de la entonces candidata Maru Campos.

A partir de hoy que se agarren a 20 uñas los favorecidos en el Poder Judicial por la dupla Javier Corral-Luz Lucha Estela Castro; vendrán cambios y más cambios.