Encabeza gobernadora el 312 Aniversario de la Fundación de Chihuahua

La gobernadora del Estado María Eugenia Campos Galván, encabezo esta mañana la ceremonia del 312 aniversario de la fundación de la ciudad de Chihuahua, en la cual también se contó con la presencia del Alcalde de la ciudad, Marco Bonilla.

“Esta conmemoración evoca no solamente la fundación de nuestra ciudad, sino el nacimiento de una historia de hermandad, un día como hoy hace 312 años el encuentro de los pobladores de la región posibilitó el nacimiento de una voluntad compartida por hacer de está, una tierra de prosperidad más allá de la precariedad impuesta por la austeridad de un territorio inhóspito”, declaró la Gobernadora.

La mandataria resaltó que, desde entonces, generaciones y generaciones de chihuahuenses han dedicado el trabajo de sus manos desde el amanecer hasta la puesta del sol a hacer que cada recurso ofrecido por esta tierra árida fuera aprovechado al máximo, de modo que todos pudieran alcanzar la posibilidad de brindar a sus familias una vida digna.

Dijo que la de Chihuahua es una historia de perseverancia, de administración de los recursos, de un pueblo que, como una madre, ha sabido tener el cuidado para que todo se aproveche para el beneficio de todos.

Dijo que en la actualidad las circunstancias nuevamente plantean un escenario precario, puesto que las decisiones del pasado reciente dejado al gobierno que recién inicia en una situación de profunda complejidad: “pero nosotros a ejemplo de nuestros fundadores no nos doblamos nos echamos para atrás, no cometeremos el error de apuntalar culpables sin ofrecer soluciones, porque somos chihuahuenses y asumimos el reto de vivir con el espíritu perseverante de Los Bárbaros del Norte”.

Enfatizó que el compromiso de los fundadores de la ciudad cobra nueva vida el día de hoy, porque se afrontará el gran reto de cubrir una gran lista de necesidades, no obstante, las arcas públicas gravemente lastimadas por malas decisiones del pasado.

“Es nuestro deber renovar aquel ímpetu con el ex gobernador Deza y Ulloa, asumió la tarea de dirigir la creación de la Villa de San Felipe El Real en esta tierra, que hoy es nuestra casa común, la casa de todos los chihuahuenses del estado”, expresó.